jueves, 11 de abril de 2013

Sangre para el conde

Dracula

Últimamente estuve haciendo un repaso de "Dracula", tanto en su versión escrita por Bram Stoker como en sus versiones cinematográficas.


De las grandes versiones que estuve viendo del conde, las más destacadas a nivel popular son "Dracula", el indiscutible gran film de Francis Ford Coppola, y "Dracula: Dead and Loving It", una excelente parodia marca Mel Brooks.


Pero esta reseña esta dedicada a un conde Dracula de culto realizado por la mítica productora Hammer y aunque posee una historia alejada de la original, en lineas generales, se puede decir que igualmente cumple con todos los requisitos clásicos.


El bibliotecario Jonathan Harker logró el primer paso en su misión infiltrándose en el castillo del conde Dracula para poder darle fin a su diabólica existencia, pero fracasa.


Y como resultado, el conde va en busca de Lucy Holmwood, la prometida de Jonathan Harker, ahora convertida en una nueva criatura de la noche.


La infección vampirica no parece tener fin, excepto para el Dr. Van Helsing, el mentor del difunto Jonathan Harker que dará caza al chupasangre màs famoso del mundo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario