lunes, 7 de octubre de 2013

La ciudad de la furia

To Live and Die in L.A.

William Friedkin vuelve a las páginas de La Bestia, esta vez de la mano ensangrentada de un terrible policial estrenado en 1985. 


Un detective a punto de retirarse muere abatido por unos falsificadores de dólares, quienes serán el obsesivo objetivo del amigo y compañero del viejo detective muerto en acción.


Parece un argumento algo trillado y simple, pero fotograma a fotograma “To Live and Die in L.A.” se vuelve más compleja y magistral.


Dotando a cada uno de los personajes tanto de un carácter singular como de un halo de misterio, la película mantiene un in crescendo de suspenso hasta su sorprendente clímax.


William Petersen logra uno de sus primeros y excelentes detectives, bien secundado por John Pankow como su nuevo compañero.


También forman parte del elenco el gran Dean Stockwell, la hermosa Darlanne Fluegel y un joven John Turturro.


Pero es imposible no destacar a un también joven Willem Dafoe, quien deja todo en cada escena como terminó siendo una constante en su carrera.


Con la idea de filmar una persecución automovilística más increíble que la de su clásico "The French Connection", William Friedkin realizó una joyita violenta y mala leche como él bien sabe filmar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario